Prana - Energía vital - Mimi Albero
mimialbero, mimi albero, miriam albero, coach, coaching, nutritional coaching, nutricionista, nutrición, nutrition, vegan, vegana, vegano, vegetariano, recetas, libro, salud, saludables, natural, orgánico, servicion, online, barcelona, madrid, españa, vida, deporte, yoga, flexibilidad, espiritualidad, valores, yogui, yoguini, retiros, energía, healing, teacher, profesora de yoga, ashtanga, vinyasa, hatha, classic, travel, viajes, guide, restaurantes, artículos, blog, blogger, lifestyle, instagram, photography,
15416
post-template-default,single,single-post,postid-15416,single-format-standard,qode-listing-1.0.1,qode-social-login-1.0,qode-news-1.0,qode-quick-links-1.0,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode_popup_menu_push_text_top,qode-content-sidebar-responsive,columns-4,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-12.1.1,qode-theme-bridge,bridge-child,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.4,vc_responsive

Prana – Energía vital

PRANA

La energía vital.

Según el Yoga, Prana es la energía o el flujo vital. La manifestación de la consciencia universal que anima la materia y se expresa en el universo según el nivel de vibración de las formas que existen dentro de éste (cuerpos materiales, densos, sutiles).

El prana es el soporte de la vida. Lo encontramos, y absorbemos, principalmente del aire (en forma de iones negativos), de los alimentos frescos que consumimos o de la luz del sol, pero el proceso más importante a través del cual el ser humano capta esta energía vital es la respiración. Cuando respiramos, el cuerpo se recarga con estos iones negativos que son esenciales para que las células de nuestro cuerpo puedan nutrirse, crecer y renovarse.

Según la filosofía del yoga, el universo está formado de akasa y prana, que equivaldrían a los conceptos de materia y energía, respectivamente. Todas las formas del Universo surgen de la acción de prana sobre akasa.

– Akasa sería la materia primordial que, en el principio del Universo sólo existía en su forma homogénea e indiferenciada y que, a través de sucesivas condensaciones se fue diferenciando en diferentes tipos de materia (estado gaseoso, líquido o sólido).

– Prana es la energía primordial del universo en constante movimiento y se manifiesta, según el tipo de vibración, en forma de pensamiento, electricidad, luz, calor, fuerza vital, magnetismo, atracción, sonido y movimiento.

Así, el prana también se manifiesta en formas sutiles como la gravedad, el magnetismo o los fenómenos bioeléctricos del cuerpo (que determina los mecanismos eléctricos de las células). La energía mental, los pensamientos y el instinto (pensamiento inconsciente) sería una modalidad de prana todavía más sutil que la fuerza vital del cuerpo físico.

PRANAMAYA KOSHA

El cuerpo energético

Constituye la réplica energética del cuerpo físico y constituye el ser vital. Está formada por una serie de corrientes de prana que circulan a través de los canales energéticos (nadis). Estas corrientes pueden ser dirigidas por la mente. Hay una importante relación entre prana y mente que permite que, al incidir sobre uno de ellos se influya también en el otro. En el Hatha Yoga (yoga físico) controlando la respiración se llega a dominar la mente, mientras que en el Raja Yoga (yoga mental), la relación es a la inversa, es a través del control mental que se consigue el dominio sobre el proceso respiratorio.

El prana, como energía vital que impregna todo el universo, tiene un aspecto cósmico y otro individual. El aspecto cósmico es muy sutil y se percibe solamente en ciertos estados de consciencia. El aspecto individual, que es una especialización del prana cósmico y constituye el cuerpo energético del ser humano, se manifiesta de distintas formas en nuestro cuerpo, según sus funciones o necesidades. Estas variantes se conocen como prana-vayus (aires vitales). Los más importantes son 5, están localizados en una zona determinada del cuerpo en la que actúan y fluyen en una dirección determinada.

PRANA VAYU: está en la zona torácica, situado en la laringe y en la parte superior del diafragma. Está asociado con los órganos respiratorios, los órganos vocales, el esófago y los músculos y nervios que activan estos órganos. Es la fuerza con que inhalamos. Su función consiste en la absorción de oxígeno y prana a través de la respiración. La dirección de su movimiento es ascendente. También es responsable del funcionamiento del corazón y de la asimilación de alimento líquido y sólido.

APANA VAYU: situado en la zona pélvica, debajo del ombligo. Actúa en oposición a prana vayu, y es responsable la eliminación de dióxido de carbono durante la espiración. Su movimiento es descendiente. Proporciona energía al intestino grueso, los riñones y los genitales. su función es la de eliminar residuos corporales a través de los aparatos excretor y urinario. También está relacionado con la eyaculación, la menstruación, la excreción y el momento del parto.

SAMANA VAYU: se localiza en la zona que hay entre el esternón y el ombligo. Su movimiento es horizontal, de izquierda a derecha y de derecha a izquierda. Activa y controla el sistema digestivo, el hígado, los intestinos, el páncreas, el estómago y las secreciones que éstos producen. Es responsable de la asimilación de alimentos y de la absorción de su prana.

UDANA VAYU: situado en la zona del cuello, la cabeza y las extremidades. Su energía es circular. Regula la expresión facial y el habla. Nutre los órganos de los sentidos. Realiza el movimiento de la garganta y mantiene la fuerza de cada músculo.

VYANA VAYU: Es la fuerza que impregna y reparte el prana por todo el cuerpo. Regula y controla sus movimientos y coordina las demás energías vitales (vayus). Armoniza y coordina todas las partes del cuerpo, todos los músculos asociados, ligamentos, nervios y articulaciones. También es responsable de la posición erguida del cuerpo.

Post A Comment